Una historia bien verde

Irlanda se consagró campeón del Seis Naciones por primera vez bajo este formato luego de ganarle un partido muy caliente a Gales por 17-15, en Cardiff.

Fue un final de torneo caliente en el Milennium entre dos equipos que arrancaron con mucho nervio por una simple situación: El local debía vencer por al menos 14 puntos para arrebatarle a los de verde el título.

Irlanda se corona campeón del Seis Naciones

Irlanda se corona campeón del Seis Naciones

Esa tensión se vio reflejada desde el principio; en los primeros minutos se alternaron en el control y dominio de la pelota, y la situación más clara la tuvo Irlanda, aunque O’Gara desperdició un penal que se le fue ancho.

Los visitantes asfixiaron a Gales con una gran presión, especialmente de sus forwards, que lideraron los reagrupamientos: y aunque estuvieron a metros de anotar, se encontraron con una defensa muy firme de los locales.

El partido fue muy trabado y algo deslucido los dos sumaron demasiadas imprecisiones- y ninguno tuvo situaciones claras para llegar al in-goal rival; la batalla de los forwards por la posesión de la pelota fue durísima y eso hizo que ambos equipos se lucieran más en defensa que en ataque.

Sólo a los 31 minutos se quebró el 0 a 0, con un penal de Stephen Jones, luego de una infracción sancionada a los forwards irlandeses, 3-0.

El equipo de Kidney no tuvo variantes en ataque y favoreció a una defensa galesa que no cometió errores en el primer tiempo, y que volvió a sumar con una nueva conquista de Jones, 6-0.

En el arranque del segundo tiempo salieron con todos los irlandeses: lo tuvo Bowe de entrada y lo consiguió O’Driscoll un rato después, luego de un line-out que ganó O’Connell y de varios intentos con el empuje de sus forwards, 7-3; y en la siguiente jugada un magistral kick del apertura irlandés que definió a pura velocidad Tommy Bowe dejó a los visitantes 14-6, en sólo 6 minutos del complemento.

Dos penales de Jones mantuvieron a los galeses a tiro, (14-12) en un partido con alta carga emotiva; Henson erró desde mitad de cancha y la pelota se la repartían sin mayor claridad y con numerosas imprecisiones de ambos equipos. Y el final fue a pura emoción: un drop de Jones, adelantó a Gales, 15-14, a 5 minutos del final, y otro de O’Gara, a sólo 3, le devolvió la ventaja a los visitantes por 17-15; la última fue para los locales y la desperdició Jones, para que Irlanda se confunda en un inolvidable festejo.

Fuente: ESPN

~ por Viruse88 en 22 marzo 2009.

Una respuesta to “Una historia bien verde”

  1. buen seguimiento del six nations don pedrito, wena con uno d mis deportes favoritos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: